miércoles, 18 de marzo de 2015

CRISTOBAL ARENAS “EL MALETILLA” CONQUISTADOR DE ALMAS TAURÓMACAS EN LA FICT 2015


Por: Rocío Alejandra Ayala Pimentel

La plaza de toros Silverio Pérez se vistió de gala el pasado 15 de marzo con el festival de escuelas taurinas en la Feria Internacional del Caballo Texcoco (FICT) 2015, donde hicieron acto de presencia,  escuelas como La Providencia A.C, de Querétaro en compañía Peña Taurina La Bota apoyando a Leonardo Villagrán, Diego Lugo, Emilio Saavedra y Bryan Raya, así como y la escuela hidalguense Jorge Gutiérrez, de esta última destacó Cristóbal Arenas ‘El Maletilla’.
Sus años no le dan para ajustar una década, sin embargo, se apropia del coso con entrega y seriedad en el oficio e inmediatamente conquista las almas taurómacas del graderío. Arenas tiene ocho años de edad, originario del Estado de Hidalgo y es considerado el torero más grande de los pequeños. Tiene en su haber once festejos taurinos “donde ha triunfado en Cinco Villas, Tabasco, Tepeapulco, y llevamos una carrera que bendito sea Dios va en ascenso, y esperemos que siga aprendiendo para que siga triunfando” comentó el matador de toros Luis Gallardo, maestro de Cristóbal Arenas. 
El torero cautivó al público por su estampa pueril y su magnífica manera de rematar las Verónicas, demostrando su capacidad de toreo en Desdenes y Cambios de mano. Durante su jornada en el festival, cosechó lauros y claveles por parte del respetable público que no paraba de ovacionar al joven torero, quien jamás renunció a su plan de enfrentar a un huidizo becerro de la Ganadería Ernesto Cuevas.
La enjundia y valor de este niño, dejó claro que el Toreo es un arte de sacrificio y entrega, un rito atemporal que actualmente muchos no entienden. Ya que para opinar sobre un tema “siempre hay que informarse, invito a la gente de los partidos a que se informen, se adentren en el mundo de la tauromaquia y vean el porqué de cada una de las cosas y al final del día, bueno que tomen su propio criterio. Pero hoy en día la verdad es que lo ven más como un tema político, como un movimiento por  el cual pueden obtener más votos más que una conciencia sobre los animales” señaló el maestro Luis Gallardo.
Finalmente, respecto a la fiesta de la seda y el oro, en particular sobre el desempeño de su alumno, el matador recalcó –“esto es un aspecto cultural, no hay sangre, al contrario hay algo muy bonito que es ver a niños jugarse la vida, sobre todo, que nadie los está obligando, que vienen por su propia voluntad, por su amor, su afición y ojala así como esta plaza lo hace, hagan todas las plazas de la república. Enhorabuena a la empresa de Texcoco y a la empresa Cinco Villas y a todos los que hacen eventos de las escuelas taurinas que los sigan apoyando”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario